En el año 1994, la escasa locomoción que conectaba al hospital con el centro de la ciudad llevó a que la dirección del establecimiento permitiera a las mamás acompañar a sus hijos hospitalizados en el servicio
de pediatría.

Esta estrategia inédita sentaría las bases del innovador concepto “Puerta Abierta”  y junto con ello se van estableciendo e implementando formas integradoras y participativas con la familia y la comunidad. Este concepto se convirtió más tarde
en su sello distintivo que fue impreso en el logo del hospital, creado ese mismo año.

Puerta Abierta significa más cercanía con el paciente. Este concepto, que busca la satisfacción de nuestros usuarios, fue replicado en distintos establecimientos de salud del país.

Contempló desde sus inicios:
– La visita diaria a los pacientes sin restricción horaria.
– La hospitalización de la madre con su hijo.
– El acompañamiento permanente del adulto mayor en Servicio Médico Quirúrgico.
– La alimentación asistida de los pacientes hospitalizados.
– El acompañamiento del padre en el pre-parto, parto y puerperio
– Desarrollar actividades de apoyo espiritual.
– El acompañamiento de la madre en pabellón, en cirugías infantiles.